Según el diccionario, madre es la mujer que ha tenido hijos.

Tu sabes que ser mamá es mucho más que solo tener hijos.

Cuando te gradúas de mamá tus otros roles no desaparecen, todo lo contrario, a tus roles de profesional, hija, esposa, artista o el que hayas definido, se añade otro, quizás el más laborioso y con más responsabilidad que en cualquiera de los que haz ejercido previamente.

Y mientras que en los otros roles, sabes por conocimiento y experiencia qué y cómo hacer, cuando comienza tu rol de mama, todo es nuevo y casi nada de lo que te han dicho o hayas leído se acerca a tu propia realidad. 

Pero como ser mamá es un don, la naturaleza tu bendijo con el instinto, ese factor de inteligencia intuitiva que sólo las mujeres tienen pero que cuando eres mamá se multiplica infinitamente.

Este “superpoder” llamado instituto maternal invade todo tus espacios y los transforma, es una forma de evolucionar. 

Cuando hablo de mamá no me limito a la mamá biológica, hablo de cada mujer que ha decidido tener una vida en sus manos.escucha

En la gerencia moderna, se pide que seas empática, que ejerzas planificación, que te comuniques asertivamente, que seas un coach, que seas líder, que des feedback positivo y que estimules a tu equipo para motivarlos a llegar a los objetivos.

¿Y sabes?, este superpoder hace que ejerzas cada uno de estos requerimientos en casa con tu propio equipo, día a día.

Cuando llora tu hijo, tu sabes si tiene hambre, si tiene sueño o si esta enfermo, eso es empatía.

Todos los días haces las loncheras, programas visita al odontólogo, o al pediatra, o pones en tu horario la hora que le toca la medicina a tus hijos, sabes si necesitan un nuevo uniforme o zapatillas, finalmente estas pendiente de cualquier detalle adicional, eso es planificación estratégica y logística.

Yo veo a mi esposa escuchar largos minutos a mi hijo mayor y sus proyectos en la universidad, al segundo de mis hijos y sus sueños de ser director de cine y al último los descubrimientos de nuevos mundos en sus juegos de video y a todos los escucha, los mira, les pregunta, les da su espacio, se involucra y les da su opinión, esa es comunicación asertiva.

Cuando acompañas a tu hijo para que comience a caminar, experimentando frustraciones y  éxitos hasta que llega a conseguir su objetivo, eso es presencia de coach.

Cuando quieres expresar a tu hijo algo que puede mejorar y lo llamas y se lo comunicas, enfocada en el punto específico de mejora, dejando claro cómo lo puedes ayudar, eso es dar feedback positivo.

Y cuando celebras y gritas con ellos, o cuando los abrazas y los apoyas en tiempos dificiles y les dices que todo estará bien al final y que depende de cada uno adonde se quiera llegar, eso es estímulo y motivación.

Por eso digo que ser mamá te lleva  a experimentar tu productividad personal a alto nivel y si no lo haz hecho ya, date la oportunidad de utilizar este “superpoder” en tus otros roles, estoy seguro que te dará muchas satisfacciones.

Ser mamá es mucho más que sólo tener hijos, ser mamá mejora el mundo en que te encuentras y lo digo porque vivo rodeado de mamás y aprendo de ellas siempre.

En la presencia de mi mamá, de mi esposa, mis hermanas y familia, mis partners y mis amigas:

Feliz día mamá, bendiciones y felicidad !

Ustedes son la productividad personal personificada.

ACLUC